piojos-en-campamentos-de-verano.jpg

Piojos en verano. Campamentos y grupos de niños.

Siempre hay mayor riesgo de tener piojos en los campamentos de verano, en el colegio y en casa en primavera o verano. Con el buen tiempo llega también el contagio de los piojos y liendres en colegios, campamentos de verano, piscinas y lugares con gran concentración de niños.

¿Qué son los piojos?

Son unos insectos parásitos que se alimentan y viven principalmente en el cuero cabelludo, aunque también en otras zonas con vello. En contra de la creencia popular ni saltan ni vuelan, se arrastran. La Wikipedia los define así.

 

Siempre en los centros avisan a varios alumnos por aula de que han detectado piojos en su cabeza, siendo necesario acabar con ellos antes de regresar a la escuela ya que el resto de alumnos corren riesgo de contagiarse.

 

A veces en el segundo día de campamento de verano ya encontramos piojos o liendres en algunas cabezas. De hecho lo tenemos establecido dentro del protocolo habitual en el campamento.

 

Naturalmente los han traído de sus casas y es un problema ya que rápidamente se infectan los compañeros de grupo, de habitación o de tienda de campamento porque siempre comparten alguna cosa o prenda como la gorra, la esterilla, etc.

 

piojos en los campamentos de verano

Es necesario actuar inmediatamente ante el primer síntoma. Los piojos se transmiten de persona a persona, y no es porque salten de una cabeza a otra, sino porque, indirectamente, cuando los niños están en grupo, comparten objetos personales durante el día a día del campamento.

 

En los campamentos de verano y en las colonias náuticas o de otro tipo siempre son necesarias unas buena medidas de prevención: el pelo largo recogido con una coleta o trenzas, cuanto menos esté expuesto el pelo menor es el riesgo.

 

¿Dónde y por qué anidan las liendres y los piojos en verano?

También ocurre en casa y no solamente en actividades y campamentos de verano, cada cual debe utilizar sus objetos personales, su propio peine o cepillo. Por higiene y prevención no compartir.

 

En ningún caso lo piojos anidan más frecuentemente en pelo sucio. La infestación no tiene nada que ver con la higiene. Tanto el pelo muy limpio como el que no pueden tener el mismo riesgo.

 

¿Cómo prevenir los piojos en un campamento de verano?

El riesgo cero no existe, pero como norma es importante no intercambiar prendas como gorras, diademas, pañuelos etc.  Es decir, cualquier accesorio que puede estar en contacto con la cabeza de los niños, como una almohada, cojín, colchoneta, etc. Ya que es fácil transmitir la infestación.

 

El utilizar productos y lociones fuertes de manera cotidiana para evitar los piojos y liendres no funciona. Es más, está contraindicado ya que puede pasar que los fármacos a aplicar sean menos eficaces.

 

Muy importante revisar la cabeza de nuestro hijo/a a menudo con el buen tiempo. Sobre todo, no enviarles a los campamentos o viajes de fin de curso sin avisar a sus responsables si se ha detectado esto en el momento de salir. También se debe incluir el tratamiento para aplicarlo de inmediato.

 

También es importante saber que al tener piojos o liendres estos se instalan en el cabello en la zona de la nuca o detrás de las orejas primeramente, si bien luego se reparten por toda la cabeza.

 

Debemos ser muy rigurosos con esto porque en 24 horas pueden infectarse un buen número de personas en el campamento de verano. Sí además es un campamento de multiaventura en pleno bosque se puede liar un problema evitable. También es bueno una vez limpia la cabeza aplicar colonia. Parece ser que se ha comprobado que a los piojos no les gustan los olores fuertes.

 

¿Y si ya se han detectado los piojos en el campamento?

Para evitar infestarse hay que lavar bien todos los objetos utilizados por el niño/a que tiene piojos o liendres. Además lavar muy bien la cabeza tanto de él/ella como la de sus compañeros de grupo o habitaciones con los productos específicos que se pueden obtener en las farmacias sin receta médica.

 

 

Hay algunos fármacos realmente eficaces y que acaban con los piojos o liendres en 2 días.

 

Piojos en campamentos de veranoNo olvidar lavar la funda de la almohada, cambiar las sábanas, colchas, toallas, peines y cepillos del grupo. Al menos eso es lo que hacemos en los campamentos cuando se detecta en algún niño con este problema.

 

Es importante saber que, aunque los piojos resultan muy molestos y desagradables, no suponen ningún problema importante de salud. Ni en la propia casa, ni si esto sucede estando de campamento de verano. Con un tratamiento eficaz, aplicado cuidadosamente por los padres o por los monitores, los piojos mueren.

 

Cuando en una cabeza encontramos liendres debemos saber que son muy chiquititas, a veces casi inapreciables. En cambio son más resistentes que los piojos y el tratamiento tiene que durar entre 6 y 8 días al menos para eliminar todas las larvas.

 

Las lociones que causan la muerte de estos insectos deben aplicarse en su mayoría con el pelo húmedo o mojado. Seguidamente dejar reposar 10-15 minutos en la cabeza según indique el prospecto. En algunos productos, se requiere además que tapemos la cabeza con un gorro de ducha o una toalla o pañuelo con forma de turbante. Finalmente se aclara el pelo con agua abundante. Repetir 2-3 veces.

 

Además hay que utilizar la lendreras, peines con púas muy juntas, pasarlos en pequeños mechones para eliminar con más seguridad a estos inquilinos incómodos. Los peinaremos desde la raíz a las puntas.

 

¿Cómo diferenciamos las liendres de la caspa?

Hay un método infalible. Si se trata de caspa se mueve el pelo o se cepilla, ésta cae y la podemos apreciar en la camiseta o la ropa; en cambio, si son liendres siguen pegadas en el pelo al intentar quitarlos notamos que no se despegan fácilmente.

 

Parece que tenemos experiencia. Pues sí, en más de 40 años pasa de todo.

 

Hay una creencia bastante extendida de que los animales nos contagian los piojos si vamos de granja escuela, pasamos un día en el club hípico montando a caballo o tenemos perros. Debemos saber que los piojos que afectan a los animales son de una variedad diferente por lo que no afectan a las personas.

 

En contacto con los animales podemos contagiarnos con ácaros u otros insectos contagiosos, pero no con los vulgares y cotidianos piojos.

 

Por tanto queremos tranquilizar a las mamás y papás que pueden alarmarse porque alguno de sus hijos tengan piojos en el colegio, en el campus deportivo o en el campamento de verano. Es algo puntual, que con el buen hacer de ellos mismos o de los monitores si el niño está fuera de casa, se solucionará aplicando el tratamiento específico y adecuado.

 

¿Podemos impedir que nuestros hijos se infecten de piojos en verano?

Pues más bien creemos que no, que cuando pasa, pasa, y hay que poner remedio.

Piojos en verano. Campamentos y grupos de niños.
Compartir