diario-campamento-guadarrama-madrid-2018.jpg

Diario del campamento en Madrid Guadarrama Agosto 2018

Aquí empieza el diario del campamento de la Sierra de Madrid, en Guadarrama. Primera quincena de agosto 2018.

El primer día según llegamos, hicimos un reconocimiento de lo que va a ser nuestra casa en los próximos 14 días. El campamento de verano en Madrid Sierra de Guadarrama.

Después de comer, conocimos quienes iban a ser nuestros monitores y nuestros compañeros.

Hicimos unos juegos de presentación y divertidos para romper el hielo y entrar en ambiente y luego subimos a las habitaciones para dejar la maleta, hacer las camas y acomodarnos.

Cuando terminamos de preparar la habitación, por grupos de habitaciones, nuestros chicos se hicieron su propio cartel con un nombre para la habitación pues al día siguiente empezaremos el ya famoso concurso: El Cochinómetro.

Un concurso donde nuestros chicos “compiten” por ser la habitación más ordenada y limpia.

Y después de la cena, nuestra primera velada junto con los cursillistas con los que compartiremos esta quincena: ¡La velada de canciones!.

No paramos de cantar, saltar y bailar, nos lo pasamos muy bien.

El segundo día empezamos con los primeros deportes.

Nuestros chicos, por grupos, estuvieron practicando sus destrezas y habilidades deportivas con esgrima y baloncesto.

También jugaron a juegos y dinámicas muy divertidas, algunos movidos y otros más tranquilos.

Además, empezamos a hacer un taller de imanes, donde descubrimos que tienen una creatividad estupenda.

Y por la tarde, para quitarnos de este calor y refrescarnos un poco…¡¡toca ir a la pisci!!.

Por la noche, tanto niños como cursis, lucharon por ganar la batalla al colesterol y mantener una dieta mediterránea, que nos ayuda a estar sanos y fuertes.

Ayer por la mañana seguíamos con deportes, baseball e iniciación a la esgrima. De repente, unos característicos personajes invadieron nuestro campamento de Guadarrama con una misión, traer a la realidad un juego muy popular en la actualidad, FORTNITE!.

Este año lo hemos hecho como día temático en varios campamentos de verano.

Durante el día y por grupos mezclados, cada equipo, con su baile característico, ha tenido que luchar para conseguir la máxima munición posible y tener más posibilidades de ganar la batalla final….de Globos de agua!

Tanto niños como monitores hemos disfrutado mucho haciendo esta gymkana.

Y para relajarnos después de las duchas, en las terrazas hemos estado haciendo un taller de pulseras.

Por la noche noche disfrutamos de tiempo libre para seguir reforzando y ampliando nuestra amistad.


En el campamento seguimos con mil actividades sin parar.

El sábado 4 empezamos la mañana con una excursión muy especial.

Nos fuimos a Cercedilla en tren! Tenemos la suerte de tener cerca la estación de Tablada y en cuanto subimos al tren en unos minutos llegamos a Cercedilla.

Una vez allí fuimos a visitar el museo de Paquito Fernández Ochoa, el único esquiador español que consiguió una medalla de oro en las olimpiadas de Invierno.

Además, tuvimos la suerte de contar con una visita guiada por parte de nuestra directora de actividades, Mary Carmen, que nos estuvo explicando todo lo relacionado con el esquí y la vida de Paquito Ochoa.

Fue una visita muy interesante y sobre todo, diferente. Y como no, tuvimos la parada de rigor para comprar chuches.

Por la tarde, estuvimos haciendo juegos varios y tuvimos piscina.

Después de cenar, una velada muy contagiosa.

Jugamos al virus informatico, en la que los niños y los cursis se dividieron en dos grupos, correos electrónicos y virus informáticos.

Los correos tenían que llevar el mayor número posible de mensajes de un monitor a otro sin que los virus les interceptaran.

El domingo por la mañana nos despertamos al ritmo de los clásicos españoles, y seguimos con deportes  como baseball, hockey y juegos con pelotas como el balón prisionero.

Por la tarde, el campamento de Madrid en la sierra de Guadarrama fue invadido por unos piratas que escondieron un tesoro por nuestra casona.

Nuestros chicos tuvieron que pasar pruebas para conseguir trozos de mapa que les llevó directos al tesoro.

Durante la cena, nuestros monitores se volvieron un poco “locos” y cuando terminamos de cenar y hablar por teléfono, tuvieron que encontrarles y completar pruebas para curarles.


Hoy, lunes 6, después de dormir media horita más, nuestros niños y cursillistas se han convertido en unos investigadores de élite. Tenían que descubrir quien ha sido el culpable del secuestro del organizador de la fiesta de esta noche, Goofy.

Gracias a sus habilidades y destrezas, han descubierto al culpable y han encontrado a Goofy.

Para rematar el super día, por la noche hemos tenido una pijama party donde no hemos parado de bailar, cantar, saltar y más bailar.


Días 7,8 y 9

Ya hemos pasado el ecuador de nuestro campamento de Agosto en Madrid pero seguimos disfrutando a tope.

El martes tuvimos la segunda excursión del campa, nos pusimos el bañador y nos fuimos directos a Cervera de Buitrago para hacer piragüismo.

Una vez llegamos al club náutico  nos explicaron las instrucciones para montar y en cuanto nos pusimos el chaleco nos metimos en las piraguas.

Nuestra primera para fue una playita pequeña para darnos un breve chapuzón y continuar la excursión acuática hasta la siguiente playa donde nos pudimos bañar con más tiempo y hacer juegos y carreras con las piraguas.

Nos lo pasamos en grande. Después de terminar la actividad y de ducharnos, pusimos rumbo a Buitrago de Lozoya donde buscamos un sitio a la sombra para comer.

Se notaba que nuestros chicos tenían hambre porque no se escuchaba ni un ruido 😉

Después de comer y descansar un poco, dimos una vuelta, compramos chuches y visitamos el museo de Picasso, una colección de Eugenio Arias, conocido como el barbero de Picasso.

Sin duda, un día bastante completo y nos hizo bastante bueno.

Por la noche, tuvimos una velada preparada y organizada por los futuros monitores.

Los cursis se prepararon unas canciones para que todo el campamento se uniera y disfrutara con ellos.

El miércoles, los veteranos del campamento se fueron de excursión a la Pedriza, donde disfrutaron mucho  y se lo pasaron muy bien.

Mientras tanto en Guadarrama, como nuestros cuerpos ya van notando el cansancio, aprovechamos a tener un día tranquilo.

Por la mañana estuvimos haciendo colada para que limpiaran alguna camiseta y ropa que tuvieran un poco más sucia e hicimos nuestro segundo taller, un tres en raya portátil, han quedado muy originales.

Hicimos una cena más familiar y diferente, nos pusimos todos en una mesa larga y decoramos el mantel.

Y por la tarde después de tener una sesión de cine con palomitas, la moda llego hasta nuestro campamento para hacer el “Eduma Fashion Day”.

Nuestros chicos, desde los más peques hasta los mayores, tuvieron que prepararse diferentes looks siguiendo unas categorías: moderna, carismática, futurista, malotes, hawaiana y horrorosa.

Tuvimos un desfile de moda muy gracioso y divertido; y tras una larga deliberación, el jurado repartió los premios.

Este día tuvimos tiempo libre por la noche para que estuvieran jugando y descansado porque al día siguiente nos esperaba la excursión más esperada por todos, El Aquopolis.

Aunque se despertaron con sueño y cansados en cuanto dijimos que íbamos al Aquopolis, nuestros chicos del campamento de Guadarrama se despertaron y se pusieron las pilas para ir hacia el parque acuático.

Además, este año como novedad, fuimos al parque de Villanueva de La Cañada, el cual desde que entras, parece que estás en una isla hawaiana.  Se lo pasaron muy bien! Eso sí, llegamos muertecitos de tanto ir de aquí para allá. Así que, dejamos tiempo libre para que estuvieran tranquilos y descansando.

Cada vez queda menos y ya nos está empezando a dar pena que se acabe, pero aún quedan muchas cosas que disfrutar.


Aunque no queramos, nuestro campamento de agosto ya se acaba y nos da mucha pena pero no por ello bajamos el ritmo.

El viernes 10 tuvimos un día un poco más tranquilo para descansar un poco de todo esto días jugando sin parar. Hicimos juegos de equipo, con pelotas, etc. Y por la tarde nos dimos un chapuzón en la piscina.

Por la noche, este año no hemos podido bajar al pueblo a la discoteca pero eso no nos ha impedido que nuestros mayores y veteranos no tengan su propia discoteca.

Además fue una discoteca muy veraniega, con temática hawaiana. Tuvieron sus refrescos, aperitivos y dulces y un no parar de música. Nos los pasamos muy bien.

Mientras tanto los pequeños y medianos del campamento para no quedarse con ganas de discoteca, se pusieron a cantar y bailar canciones con sus monitores.

El sábado dormimos media hora más para coger fuerzas y energías para la mañana que nos esperaba.

Nos fuimos de caminata por una ruta que sale desde Tablada, la ruta del Arcipreste de Hita.

Aunque al principio pasamos un poquito de calor, luego mereció la pena pasear fresquitos por el bosque y llegar a un mirador muy bonito.

Y por la tarde, tuvimos una gymkana muy especial, la gymkana organizada por los cursillistas.

Lo hicieron fenomenal y tanto niños como monitores nos lo pasamos en grande terminando de rematar esta divertida tarde en la piscina.

Por la noche, los mayores y veteranos tuvieron supervivencia.

Tuvimos mucha suerte con el tiempo, no hizo frio y pudimos disfrutar de una velada especial.

Los pequeños y medianos estuvieron jugando al escondite al revés y a polis y cacos.


El domingo 12 por la mañana hicimos una actividad muy chula y a la que todos nos gusta mucho, tiro con arco.

Por grupos estuvimos probando nuestras habilidades de arquero y comprobamos que algunos tienen una puntería digna de Robin Hood.

Y mientras unos hacían tiro con arco otros estuvimos recordando y ensayando el baile de discoteca por excelencia, el meneíto.

Después hicimos una actividad diferente y divertida, un experimento; creamos nuestros propios cohetes y tras dejar un perímetro de seguridad, hicimos el despegue de cada uno de ellos.

Nos encantó y pudimos comprobar las reacciones que se crean cuando mezclas vinagre y bicarbonato.

Hasta los cursis no se quisieron perder este momento tan único.

Y por la noche tuvimos la discoteca de despedida, donde estuvimos los niños y los cursis despidiéndonos.

Pero a nosotros aún nos queda una noche y por lo que parece va a ser una noche de Oscars  😉

Hoy, lunes, nuestro campamento de Guadarrama se ha despertado con unos monitores muy especiales.

Nuestros veteranos terminan su campamento conociendo la experiencia de ser monitores y nosotros encantados y orgullosos de tener un equipazo tan estupendo.

Este año es muy especial porque nuestros mayores del campa se nos van. Perdemos a unos niños pero seguro que ganaremos unos monitores geniales.

Os damos las gracias a todos por estar un año más con nosotros y haciendo de este campamento algo especial.

Niños, monitores y coordinadores cuando nos juntamos formamos una gran familia y vivimos momentos únicos.

Recordamos que todas las fotos están en Flickr y los videos en Youtube.

¡¡HASTA EL AÑO QUE VIENE!!.

Diario del campamento en Madrid Guadarrama Agosto 2018
Compartir